Skip to content

El ritmo urbano contemporáneo y la internet

tornamesa¿Qué es el ritmo urbano? Lo más fácil, y lo primero que llega a la mente, ritmo proveniente de la callejuela. Entonces para picar, la música o manifestación de este tipo debería estar lleno de sueños, de poesía urbana, de muletillas callejeras, de moda, de delincuencia, pero por sobre todo, de realidad. El hip hop o la música rap es una de las manifestaciones con más aristas de esta índole. ¿Cómo se produce la música Rap en estos momentos? El rap siempre ha ido de la mano del hardware, desde que un tipo descubrió que podía hacer algo bueno con estos aparatos, las usó para apoyar sus manifestaciones protestantes desde la oscura callejuela. En estos momentos, tanto la escena hiphopera latinoamericana, como también de sonidos como el reggaetón, se valen casi en su totalidad del software para la producción de piezas de estas corrientes. Sin embargo, hay elementos irreemplazables que se sigue utilizando como lo son las tornamesas, sin embargo, la mayoría del mercado de tornamesas de hoy viene incluido un compacto para instalar el software que te ayudará para sacarle el jugo al hardware. Para la producción de las bases del hip hop, son utilizados principalmente software secuenciadores. Tales como Fl Studio, Reason o Cubase. Ahora mismo en la internet puedes encontrar todo tipo de material para dar a luz una producción completamente renovada. Hay empresas que se dedican exclusivamente a la producción de samples: percusiones de todo tipo podrás encontrar con tan sólo hacer un par de clicks. Sin lugar a dudas es el software de Image Line Fl Studio el que se ha quedado con la mayor preferencia de los usuarios de estas tierras. Su simplicidad y la tremenda información en internet hacen la diferencia. No es raro ver a muchos personas sumergidas en la producción de hiphop, ayudarse de los buscadores para buscar librerías de Fl Studio para dar vida a sus composiciones raperas. Y no sólo eso, hay músicos de carrera y fama que no dudan en utilizar estos productos por su tremenda facilidad  de trabajo.

Una carrerilla a la disquera de la esquina

disco compacto

¿Qué es lo que ha pasado con los viejos vinilos del tío Coltrane, las portadas de bananas, los cuatro tíos cruzando la calle o el morenazo seco para la guitarra? ¿Estarán en el estante del rincón más oscuro y putrefacto del local? Los busqué pero no encontré absolutamente nada, era una sorpresa mayúscula para mí porque duermo desde hace 40 años. ¿Estos tíos habrán muerto mientras yo soñaba con arrecifes de coral y viajes a la India? El mar de pequeños discos envasados en linda parafernalia me inducía a unos tales Lady Gaga, un tal Daddy Yankee, a un joven Justin Bieber y a la bandita local: “Los gatos del sur”. Estos tipos deben ser los reyes musicales de esta generación, me dije con ojos de pez. Al salir del local un joven muchacho disfrutaba en un aparato escuchando música. -¿Qué escuchas? Daddy Yankee me dijo sorprendido. Me compré una goma de mascar y la escupí. Tampoco las librerías existían.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.